El 22 de julio de 2022 finalizó en Kampala – Uganda el curso para misioneros de las tres Órdenes franciscanas: OFMConv, OFM y OFMCap. La Santa Misa de clausura contó con la presencia del Vicario general, Fray Jan MACIEJOWSKI, que proclamó la Palabra de Dios y entregó a cada participante los diplomas de finalización del curso.

Este encuentro fue una continuación de los anteriores cursos organizados en Bruselas – Bélgica. Tras la interrupción causada por la pandemia, se ideó una nueva fórmula que hace hincapié en la contextualización de la vocación misionera, organizando el curso en el contexto de la labor misionera actual y futura de los franciscanos en África.
Durante las seis semanas, la parte teórica del curso abarcó temas como: el concepto de continente africano, la historia de la evangelización en África, los fundamentos de la misionología, la misión y la inculturación en África, la misión y el diálogo, la misión y la economía, las misiones y los nuevos areópagos en África.
La parte teórica se complementó con la oportunidad de conocer cómo nuestros hermanos realizan prácticamente su vocación misionera. Los participantes pudieron visitar comunidades franciscanas y conocer diversos servicios pastorales (parroquias, centros de salud, escuelas, etc.), así como lugares de culto de otras religiones o denominaciones cristianas.
Cabe destacar también la dimensión espiritual del curso, que recibió un carácter especial de la Basílica de los Mártires Ugandeses de Munyonyo, lugar donde tuvo inicio el camino hacia el martirio de San Carlos Lwanga y sus compañeros.
En nombre de todos los participantes, agradecemos a los hermanos de la Delegación provincial de Uganda la acogida tan fraternal. Un agradecimiento especial a la fraternidad OFMConv de Kampala-Munyonyo.
El curso comenzó en la fiesta de San Antonio de Padua, que ardía en deseos de ser misionero y mártir, y concluyó en la fiesta de Santa María Magdalena, “apóstol de los apóstoles”. Por lo tanto, parece que el calendario litúrgico no fue casual, ya que sugirió a los participantes que la vocación misionera está ligada a la búsqueda de la santidad y a su puesta en práctica allí donde el Señor Dios nos envía, tanto a los que están lejos como a los que están cerca.

Fray Dariusz MAZUREK, Delegado general para la Animación Misionera.